Lectura de 7 min 4

Instalación de aerotermia: Precios, componentes y requisitos

foto perfil
Tabla de contenidos

En la búsqueda constante de alternativas más sostenibles y eficientes para satisfacer nuestras necesidades energéticas, la aerotermia ha emergido como una tecnología revolucionaria.

Con un impacto ambiental reducido y un ahorro significativo en la factura de luz y gas a largo plazo, la aerotermia se ha convertido en una opción cada vez más popular para el autoconsumo energético y la climatización de hogares y edificios.

¿Qué es la Aerotermia?

La aerotermia es una tecnología que aprovecha la energía contenida en el aire exterior para generar calor o frío para su uso en calefacción, refrigeración y agua caliente sanitaria. Funciona mediante la extracción de calor del aire exterior, incluso a temperaturas muy bajas, y su posterior transferencia al interior de un edificio a través de un sistema de bomba de calor. Esto la convierte en una alternativa altamente eficiente y respetuosa con el medio ambiente en comparación con sistemas convencionales que dependen de combustibles fósiles.

Fuente: Vaillant. Disponible en https://www.vaillant.es/arothermsplit/

¿Cómo Funciona una instalación de Aerotermia?

El proceso comienza con la unidad exterior de la aerotermia, que está equipada con un ventilador. Este ventilador aspira aire del entorno y lo hace pasar a través de un intercambiador de calor que contiene un refrigerante. A medida que el aire fluye sobre el intercambiador, el refrigerante absorbe el calor presente en el aire, incluso a temperaturas muy bajas.

El refrigerante que ha absorbido el calor se comprime en el compresor de la unidad exterior. Este proceso de compresión aumenta la temperatura del refrigerante y lo convierte en un gas caliente de alta presión.

El gas caliente generado se transfiere a la unidad interior de la aerotermia, donde se encuentra el sistema de calefacción, refrigeración o producción de agua caliente. El gas caliente libera su calor en el interior de la vivienda o edificio a través de un intercambiador de calor ubicado en la unidad interior. Este calor se utiliza para calentar el aire o el agua, según la aplicación.

En el modo de refrigeración, el ciclo se invierte. La unidad de aerotermia extrae el calor del interior del edificio y lo transfiere al aire exterior. De esta manera, en lugar de calentar, el sistema proporciona enfriamiento.

El calor o el frío generado se distribuye por toda la vivienda o edificio a través de un sistema de conductos de aire o un circuito de agua, según la configuración del sistema. En el caso de la producción de agua caliente sanitaria, el agua se calienta y se almacena en un depósito para su uso posterior.

Un termostato o sistema de control inteligente supervisa y regula la temperatura interior según las necesidades del usuario. Esto garantiza que la vivienda se mantenga a la temperatura deseada de manera eficiente y precisa.

Ventajas de la Aerotermia

  • Eficiencia energética: La aerotermia es altamente eficiente, ya que puede proporcionar hasta cuatro veces más energía térmica de la que consume. Esto significa un ahorro significativo en los costes de calefacción y refrigeración a largo plazo.
  • Sostenibilidad ambiental: Al depender del aire como fuente de energía, la aerotermia reduce las emisiones de gases de efecto invernadero y contribuye a la lucha contra el cambio climático.
  • Versatilidad: La aerotermia puede utilizarse tanto para calefacción como para refrigeración, lo que la convierte en una solución versátil para todas las estaciones del año.
  • Reducción de dependencia energética: Al generar su propia energía térmica, los usuarios de aerotermia reducen su dependencia de los combustibles fósiles y la red eléctrica, lo que garantiza una mayor autonomía energética.
  • Bajo mantenimiento: Los sistemas de aerotermia requieren poco mantenimiento en comparación con sistemas tradicionales, lo que se traduce en menores costes de operación y mantenimiento.

¿Cuáles son los componentes de una instalación de aerotermia?

Un sistema de aerotermia consta de varios componentes esenciales que trabajan juntos para captar y transferir la energía térmica del aire exterior al interior de un edificio. A continuación, presentamos los componentes principales de un sistema de aerotermia:

  • Unidad exterior: La unidad exterior es el punto de inicio del proceso de aerotermia. Esta unidad suele estar ubicada en el exterior del edificio y está equipada con un ventilador y un intercambiador de calor. El ventilador aspira aire ambiente y lo hace circular sobre el intercambiador de calor, donde el refrigerante captura el calor del aire.
  • Bomba de calor: La bomba de calor es el corazón del sistema de aerotermia. Esta unidad contiene un compresor que comprime el refrigerante, un evaporador que absorbe calor del aire exterior y un condensador que libera calor en el interior del edificio. La bomba de calor es responsable de transferir eficazmente la energía térmica entre el interior y el exterior.
  • Depósito de inercia: El depósito de inercia, también conocido como acumulador térmico, es un componente importante en sistemas de aerotermia para calefacción. Almacena el calor producido por la bomba de calor cuando la demanda de calefacción es baja y lo libera gradualmente cuando se requiere calefacción. Esto evita que la bomba de calor funcione continuamente a máxima potencia y mejora la eficiencia del sistema.
  • Depósito de ACS (Agua caliente sanitaria): El depósito de ACS almacena agua caliente sanitaria para uso doméstico. La aerotermia puede proporcionar agua caliente de manera eficiente y sostenible. El depósito de ACS garantiza que siempre tengas acceso a agua caliente cuando la necesites, ya sea para duchas, lavado de manos o cualquier otra aplicación.
  • Distribución de calor:Dependiendo de la aplicación, el sistema de aerotermia puede contar con un sistema de conductos de aire para la distribución de calor o frío en caso de calefacción o refrigeración. Para la producción de agua caliente sanitaria, se utiliza un depósito de almacenamiento de agua y un sistema de tuberías para suministrar agua caliente a los grifos y duchas.
  • Termostato: Un termostato o controlador se utiliza para supervisar y regular la temperatura interior según las necesidades del usuario. Esto permite mantener un ambiente confortable y eficiente.
  • Sistema de gestión: Los sistemas modernos de aerotermia a menudo incluyen sistemas de control y gestión inteligentes que optimizan el rendimiento y la eficiencia del sistema. Estos sistemas pueden ajustar automáticamente la temperatura y la potencia en función de las condiciones climáticas y las necesidades del edificio.
  • Apoyo con placas solares (Opcional): En algunos sistemas de aerotermia, se puede integrar un sistema de apoyo con placas solares térmicas. Estas placas solares capturan la energía solar y la utilizan para calentar el agua en el depósito de ACS. Cuando la energía solar no es suficiente, la bomba de calor entra en acción para mantener el agua caliente. Esta combinación de aerotermia y energía solar maximiza la eficiencia y la sostenibilidad de la producción de agua caliente sanitaria.

Estos componentes trabajan en conjunto para aprovechar la energía térmica del aire exterior y proporcionar calefacción, refrigeración y/o agua caliente sanitaria de manera eficiente y sostenible. La selección y configuración adecuadas de estos componentes son fundamentales para el rendimiento óptimo de un sistema de aerotermia.

Requisitos para la instalación de aerotermia

La instalación de un sistema de aerotermia es un proceso que requiere una planificación adecuada y el cumplimiento de ciertos requisitos para garantizar su eficacia y eficiencia. Aquí te presentamos los aspectos clave que debes considerar:

1. Ubicación de la vivienda o edificio

La ubicación geográfica es un factor importante a tener en cuenta. Las condiciones climáticas y la temperatura ambiente influirán en el rendimiento del sistema de aerotermia. En general, la aerotermia es adecuada para la mayoría de las regiones, incluso en climas fríos, gracias a su capacidad para extraer calor del aire a temperaturas muy bajas.

2. Aislamiento térmico

Un buen aislamiento térmico en la vivienda o edificio es esencial para maximizar la eficiencia de la aerotermia. Un espacio bien aislado retendrá el calor o el frío generado por el sistema de manera más efectiva, lo que se traducirá en un menor consumo de energía.

3. Espacio disponible

Debes contar con suficiente espacio para la instalación de la unidad exterior de aerotermia y, en algunos casos, para el depósito de agua caliente. La ubicación de estos elementos es importante para garantizar un funcionamiento óptimo.

4. Revisión del sistema eléctrico

La instalación de aerotermia puede requerir una revisión y, en algunos casos, una actualización del sistema eléctrico existente para garantizar que pueda soportar la carga adicional.

5. Permiso de construcción y regulaciones locales

Es esencial obtener los permisos de construcción y cumplir con las regulaciones locales antes de proceder con la instalación de aerotermia. Las normativas pueden variar según la ubicación, por lo que es importante consultar con las autoridades competentes y asegurarse de que la instalación cumple con todos los requisitos legales.

Ubicación de la unidad exterior de aerotermia

La ubicación adecuada de la unidad exterior de aerotermia es fundamental para su rendimiento y durabilidad. La unidad debe colocarse en un lugar donde tenga un flujo de aire adecuado y esté protegida de la exposición a condiciones climáticas extremas. Idealmente, se ubicaría en un espacio al aire libre, como un jardín, patio o azotea, donde pueda captar el aire ambiente sin obstáculos y disipar el calor generado de manera eficiente.

¿Cuánto cuesta instalar aerotermia?

El precio de la instalación de un sistema de aerotermia puede variar entre los 7.000 € a los 20.000 € según varios factores, incluyendo:

  • Tamaño y diseño de la vivienda o edificio.
  • Tipo de sistema de aerotermia (aerotermia aire-agua, aire-aire, etc.).
  • Requisitos eléctricos y de fontanería.
  • Accesorios y componentes adicionales necesarios.
  • Mano de obra y tarifas de instalación.

La aerotermia permite ahorrar hasta un 25% frente a la caldera de gas.

Es importante destacar que, a pesar de la inversión inicial, la aerotermia a menudo proporciona un retorno de la inversión significativo a lo largo del tiempo debido a sus bajos costos operativos y su eficiencia energética.

Para obtener una estimación precisa del coste de instalación de aerotermia para tu situación específica, te recomendamos ponerte en contacto con nosotros a través del correo electrónico atcliente@lumisa.es. Nuestro equipo de expertos evaluará tus necesidades y te proporcionará un presupuesto personalizado.

Conclusión

La aerotermia se presenta como una solución energética sostenible y eficiente que puede transformar la forma en que abordamos nuestras necesidades de calefacción, refrigeración y agua caliente. En Lumisa, estamos comprometidos en brindarte soluciones integrales de energía, incluyendo sistemas de aerotermia y puntos de recarga eléctrica, para ayudarte a lograr un estilo de vida más sostenible y económico.

Si estás interesado en explorar las opciones de aerotermia para tu hogar o negocio, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Nuestro equipo de expertos está listo para asesorarte y proporcionarte la mejor solución para tus necesidades energéticas.

Fuentes:

#Cambio climático #Energías renovables #Climatización

¿Dónde quieres ahorrar?

Descubre los servicios que ofrecemos en Lumisa Energías, la alternativa a las grandes empresas de energía.